• A partir de hoy el requisito de antigüedad de los vehículos particulares con potencial de ser adaptados al uso de gas, se incrementa de 5 a 7 años, igualando la exigencia que tienen los taxis.

8 de cada 10 vehículos a gas en el país han sido reconvertidos a esta tecnología y en los últimos meses se ha incrementado el interés de usuarios por acceder a este combustible por sobre la gasolina o el diésel en sus vehículos particulares. Por ello el Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones (MTT) informó que a partir del 21 de septiembre aumentará la antigüedad exigida a los autos, de 5 a 7 años.

Esta modificación informada a través del Decreto Supremo N° 98, de 2022, permitirá no solo equiparar la exigencia que actualmente rige para los taxis que buscan utilizar gas, sino que, también aumentará el potencial universo de autos que pueden acceder a este cambio, llegando a 500 mil.

Entre los factores que explican este creciente interés se encuentran el mejor precio de este combustible y una menor emisión de gases contaminantes.

El seremi de Transportes y Telecomunicaciones, Pablo Joost, valoró este paso, e indicó que esta política permite migrar hacia un parque automotriz más eficiente y sustentable.

“Un vehículo a gas permite un ahorro en costo de combustible cercano a un 35% y además genera emisiones que fluctúan entre un 60 y un 70% menos, respecto a un auto a bencina. En nuestro país existen 5700 autos a gas y de ellos el 88% ha sido readaptado”.

Requisitos y otras ventajas

La adaptación para debe ser realizada en talleres certificados por el Centro de Control y Certificación Vehicular (3CV), los cuales pueden ser revisados en el sitio web www.mtt.gob.cl/3cv.

En la Región de Los Lagos existen 2 centros que cumplen con esta normativa: uno en Puerto Montt y otro en la comuna de Llanquihue.

Los vehículos que pueden acceder a este cambio son todos los autos livianos y medianos de uso particular tipo sedán, station wagon, hatchback, SUV, que no superen los 3.860 kg.

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público.