Luego de confirmarse, a fines de diciembre último, la presencia de la mosca de alas manchadas, Drosophila suzukii, en frutales de pequeños agricultores de la provincia de Palena, el Servicio Agrícola y Ganadero realizó una capacitación a funcionarios/as del Programa de Desarrollo Local (PRODESAL) de la zona. En la instancia se expuso la situación actual de esta plaga en el país y los lineamientos encauzados por la Mesa Regional de Drosophila suzukii, liderada por el Seremi de Agricultura y que integran los servicios del agro SAG, INDAP e INIA, además de productores de frutales (berrries).

“Nos concentramos especialmente en los frutales hospedantes, como cerezos, frambuesas, arándanos, que constituyen una base de sustento y complemento para la agricultura familiar campesina en la Región de Los Lagos”, acotó Luis Alfredo Paredes, director regional (s) del SAG.

La capacitación fue coordinada por la oficina del SAG Chaitén y estuvo a cargo de Eladio Rojas Pérez, entomólogo, y Camila Concha Papic, analista, ambos profesionales del Laboratorio SAG ubicado en Osorno, quienes informaron cómo reconocer el daño y la observación de huevos y larvas de la plaga en hospederos y las medidas de manejo culturales que son más efectivas y posibles de implementar para los pequeños productores agrícolas de la zona. También se contó con la charla online de Patricia Navarro, entomóloga de INIA quien abordó estrategias de control para la plaga.

El Seremi de Agricultura (s) Mario Castro señaló que “como Ministerio estamos destinando esfuerzos importantes para controlar esta plaga, la primera estrategia adoptada implica capacitar a funcionarios y equipos técnicos del agro para que cuenten con los conocimientos necesarios para entregar recomendaciones sobre cómo aplicar un manejo integrado en los huertos frutales, medidas de control que también estamos difundiendo con los agricultores y trabajando a través de una mesa público privada, integrada por el SAG, INIA, INDAP y el sector productivo. Nuestro principal objetivo es evitar que la mosca de alas manchadas, Drosophila suzukii, genere daños importantes en la producción de huertos caseros y comerciales”.

Visita a predios

Durante su estadía en la provincia de Palena, el equipo de profesionales del SAG del laboratorio junto a funcionarios/as de la provincia de Palena, se trasladaron a los dos predios que resultaron positivos a larvas de la plaga (confirmados en laboratorio). “Se explicó que la provincia de Palena presenta un ambiente altamente favorable para la reproducción de la especie en verano y para su refugio en invierno, proporcionado por la gran cantidad de vegetación arbustiva y ambiente húmedo, agravado por la presencia de frutos silvestres que son parte de la lista de frutales hospedantes, tales como, mora silvestre, maqui y arrayán”, dijo Paredes.

La mosca de alas manchadas es una plaga agrícola que se encuentra ampliamente distribuida en la zona sur, afectando a varias especies frutales y, en las últimas dos temporadas, ha provocado daños considerables, especialmente en pequeños agricultores. En ese sentido, Luis Alfredo Paredes indicó que “tanto el INIA como el SAG disponen en Internet (páginas web) de información que comprende el reconocimiento, trampeo, monitoreo, productos químicos autorizados y medidas de manejo integrado para la plaga. Dada la experiencia del daño provocado por la plaga en las zonas detectadas con anterioridad en la misma Región de Los Lagos, la presencia de inviernos relativamente suaves y la falta de manejo en la agricultura campesina hace que los pronósticos sean de un daño cada vez mayor cada temporada, lo que obliga a los productores y a los servicios del agro a estar atentos y unidos con las funciones asignadas desde el Ministerio, para el combate de la mosca de alas manchadas”.

Plaga y daño

Drosophila suzukii es considerada una plaga emergente e invasiva, que proviene de Asia y que está ampliamente distribuida a nivel mundial. En Chile, actualmente está presente entre las regiones de Valparaíso y Los Lagos.

Debido a las condiciones climáticas como temperatura y humedad, sumado a la amplia disponibilidad de hospederos, el insecto ha demostrado tener una rápida expansión, alta fecundidad y un ciclo de vida corto, que le permite tener varias generaciones en el año.

Las hembras de esta especie colocan sus huevos en fruta sana en estado de maduración. Ahí se desarrolla la larva que se alimenta de la pulpa de la fruta, dejándola inutilizada, no comerciable, lo que genera un daño importante a la agricultura familiar campesina.

Tiene predisposición a infestar y desarrollarse en fruta madura, particularmente en aquellas de piel delgada como frutillas, frambuesas, moras, arándanos y uva y también en frutos con carozo como las cerezas, ciruelas, entre otros.

Recomendaciones

Un aspecto importante para el control de la mosca de alas manchadas es evitar la existencia de condiciones que favorezcan su desarrollo. A continuación, se enuncian algunas recomendaciones de manejo que aplican tanto para grandes, medianos y pequeños productores de frutas.

  • Recolectar y destruir, en forma periódica, la fruta no cosechada y sobre madura que permanece en la planta u árbol.  Efectuar lo mismo con la fruta que caen al suelo durante la fase de producción.
  • Podar las plantas para permitir mayor luminosidad, aireación e ingreso directo del sol al follaje de la copa. Esto evita generar condiciones de humedad y de temperatura para la reproducción de la plaga, o su uso, incluso como refugio.
  • A nivel predial, eliminar malezas que puedan permitir ambientes sombríos y húmedos, que son las condiciones que facilitan su reproducción (los lugares soleados y secos son menos adecuados para su desarrollo).
  • Realizar un riego eficiente que evite la generación de pozas de agua y aumente la humedad relativa en el cultivo.
  • Destruir y eliminar la fruta con daño y hospedante. También los restos vegetales que pudieran albergar distintos estados de la plaga (huevo, larva, pupa).
  • Evaluar el nivel de riesgo (potencial) de ingreso de la plaga a su huerto. Esto implica conocer el estado de mantención de los cultivos vecinos y la vegetación circundante (en los caminos).
  • Evaluar la implementación de medidas de control de insectos adultos para disminuir la población de la plaga en los huertos.

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público.