El recinto, que ya cuenta con un 94,5% de avance en sus obras, de acuerdo a lo informado por la empresa a cargo, representa una inversión de más de 9 mil 800 millones de pesos, los que se traducirán en 6,221 m2 construidos, en una superficie de 5,17 hectáreas, en donde se emplazan módulos de reclusión, gimnasio, escuela, unidad de salud, talleres laborales, y oficinas de administración, tanto para Sename como para Gendarmería, quienes estarán a cargo de la seguridad perimetral del recinto. 

El Intendente Regional, Carlos Geisse, señaló que “vemos un avance importante desde la última vez que visitamos este lugar, que se han cumplido los plazos, que la obra está en buen camino y la empresa ha cumplido con los estándares. Esta es una obra que es importante porque los niños que un día han cometido algún ilícito, alguna infracción, tienen que reinsertarse a la sociedad y para poder reinsertarse tienen que tener un espacio y un lugar donde se les adapte, se les enseñe y se reconviertan y este espacio si se los va a poder entregar de una mejor manera en forma controlada”. 

El nuevo Centro cerrado de reinserción social juvenil para la región de Los Lagos, ha sido una demanda permanente, tanto de las instituciones del circuito judicial, la defensoría penal, organismos de derechos humanos e incluso los mismos funcionarios del Sename, quienes, desde la tragedia que cobró la vida de 10 adolescentes el 22 de octubre de 2007, en un incendio iniciado tras un motín, han exigido el cierre definitivo del actual recinto que cumple la función de centro cerrado y cuya infraestructura no cuenta con las condiciones adecuadas para tarea. 

Al respecto, la directora nacional (s) de Sename, Fabiana Castro, señaló que en este nuevo recinto “vamos a tener un centro que les va a dar hospitalidad, habitabilidad a estos jóvenes que han tenido conflicto con la justicia, pero que requieren de espacios que les aseguren y les apoyen en su reinserción con la sociedad. Por lo tanto, vamos a tener casas adaptadas para sus necesidades, espacios estructurantes para apoyarlos en sus rutinas, y más dignos también, por supuesto, de manera de apoyarlos y ayudarlos en su reinserción”. 

La directora regional de Sename Lilian Peña, por su parte, señaló que “este es un cambio radical en términos de la infraestructura que tenemos para poder trabajar con los jóvenes infractores de ley en la región de Los Lagos, de hecho, este espacio es el doble en términos de superficie. Es una oportunidad de hacer un proyecto distinto, que implique realmente generar las condiciones para la reinserción social juvenil”. 

Respecto de los plazos que restan para el funcionamiento del nuevo Centro cerrado, el Seremi de Justicia y DD.HH., Alex Meeder, indicó que se espera “que a fin de años ya la empresa esté entregando al Ministerio de Obras Públicas, de tal manera que se trabaje la recepción, y así se continúe avanzando en pro de los jóvenes que están, si bien en conflicto con la justicia, pero que el Estado de Chile está interviniendo de tal manera que sean un aporte positivo a la sociedad”. 

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público.