A través de su fundación, la banda chilena busca potenciar a distancia el desarrollo artístico-musical de niños y adolescentes, a través de clases personalizadas por profesores expertos en distintos instrumentos. Cabe hacer presente que fueron más de 700 las y los adolescentes que postularon desde Arica a Punta Arenas, siendo 15 los ganadores y entre ellos Catalina, cuyo talento la llevó a estar entre los becados. Para la ocasión utilizó el bajo eléctrico.

Gracias a ello hoy se convierte en una digna representante de Maullín en el desarrollo de las artes musicales.

Catalina Ruiz Báez empezó su incursión en la música a muy temprana edad. Sus inicios abarcan el piano clásico, primero en la intimidad de su hogar, en tanto se le impartía en el Jardín Infantil “Integra” de Maullín la modalidad música en colores. Posteriormente al ingresar al Taller de Piano implementado por el Departamento de Cultura de la Municipalidad de Maullín, donde tuvo la oportunidad de tener más de una presentación pública interpretando en piano algunas piezas de música clásica.

Paralelamente, cuando ingresó a la Escuela José Abelardo Núñez, empezó a tocar el bajo e integró distintos talleres de música implementados por la escuela.
También es integrante, desde los 10 años de la Banda Instrumental de Maullín, donde está a cargo del teclado y de la lira.
Conversando con Catalina, ella reconoce el afianzamiento de su aprendizaje en distintos instrumentos musicales gracias al apoyo de varios profesores que laboran en la comuna. Actualmente Catalina es alumna del Liceo Francisco Vidal Gormaz.

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *